Las hote-listas: Bañeras de ensueño

De porcelana, loza, hierro fundido, madera, acero, fibra de vidrio… las bañeras son un sinónimo de relax, calma, desconexión y bienestar. Tradición que data de Babilonia, allá por el 1800 a. d. C. Pero el salto cualitativo de este objeto icónico de los baños más distinguidos lo da el escocés David Dunbar cuando idea el esmaltado con hierro fundido e inicia la popularización de la bañera entre las clases pudientes europeas. Hoy son símbolo de diseño, como la que eligió Javier Mariscal en el proyecto del Gran Hotel Domine de Bilbao creada por  Phillippe Starck,

  • Hotel Tragara (Capri · Italia)

Algunas llenas de glamour, como la que acogió a la protagonista de American Beauty o la que arropó a Julia Roberts en Pretty Woman; otras más mundanas como la memorable escena de El gran Lebowski. Pero lo que nadie duda es que la bañera sigue impactando al cliente en ese mágico momento cuando abre la habitación para descubrir lo que le espera.

Destacamos las que nos han dejado con la boca abierta.

Comentarios

  1. dice

    Personalmente considero que las bañeras tienen que estar en el cuarto de baño y no debería haber ninguna posibilidad de que el agua se salga. Ya he sufrido alguna de esas de diseño o de época que convierten el baño en un calvario.

    • Virginia Contreras dice

      Hola Francisco. Hay muchas soluciones en interiorismo que sorprenden por novedosas y funcionales. Lástima que hayas tenido esa experiencia. En ese caso el diseño olvida la necesidad de efectividad pero hay muchos profesionales haciendo las cosas bastante bien en ese sentido. Espero que vuelvas a darle una oportunidad a estas opciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>